Tú me dijiste que renunciara

En mi post anterior te hice la pregunta que sacude a varios cuando la llegan a comprender, se refiere a los limites que nosotros solos ponemos para ser felices en todos los aspectos de la vida, uno de ellos es tu situación laboral y quiero retomar ésa pequeña parte en éste post.

Ojo!! cuando te digo que no tienes que tolerar más ése trabajo que no te hace feliz y si tienes la oportunidad de salir corriendo en el mismo instante en que ésta idea hace click en tu cabeza, que bien, tienes suerte; honestamente es una experiencia que pocos pueden vivirla y es realmente extasiante, es un sentimiento de poder y libertad que genera al instante placer y mucha felicidad, peeeeeeeeero,, si puedes planearlo y salir “por la puerta grande” , mucho mejor, entonces sí que sabes hacer las cosas bien.

Si tu desempeño realmente es bueno pese a las condiciones laborales que te rodean y te tienen insatisfecho, siéntate tranquilo, reflexiona y elabora tu plan de salida, si tienes oportunidad de dedicar un tiempo extra para iniciar la búsqueda de ése lugar que cumpla con tus expectativas que mejor, pero procura ser discreto y queda bien, no importa si el lugar o las personas actuales no son compatibles con lo que buscabas, las personas inteligentes salen por la puerta grande como debe de ser, los cobardes salen por la puerta trasera como delincuentes y sin reconocimiento, que esto último no te pase a ti.

Como orgullosa Jefa de un excelente equipo de trabajo, permíteme decirte que lo mejor para cualquier empresa, es que su personal se encuentre pleno y satisfecho y todos sabemos el porque; claro,, cuando a las personas les gusta lo que hacen y además son parte de la empresa pero no por imposición sino porque se sienten comprometidos con el lugar que les deja ser quienes son, desarrollarse, hacer su trabajo bien y aparte reciben lo que buscaban y que quede claro, no todo se basa en el monto del cheque quincenal, la influencia más grande en un colaborador es lo que ése colaborador busca, reconocimiento, crecimiento, tiempo personal, una silla cómoda,,, te impresionaría saber lo que cada persona realmente necesita para satisfacer su bienestar físico y emocional, o al revés, la mayoría de las veces, lo emocional es más importante.

Entonces pues, lo mejor para ambas partes es estar en línea, si tu no te sientes realizado en ése lugar, seguramente los resultados para la compañía no serán los esperados, porque aunque cumplas con los objetivos que te asignaron no estás dando todo de ti, estás cumpliendo y punto. Eso no es conveniente para nadie,,, mientras que afuera seguramente hay alguien que sí busca el lugar que tú tienes, entonces,,, démosle la oportunidad a quien si quiere estar ahí; los resultados son inmediatos, te lo garantizo por experiencia.

Sólo es cuestión de que cada quién esté en el lugar correcto, cuando eres feliz con tu trabajo, no importa si es lunes o viernes, o incluso sábado,,, estás tan satisfecho que te presentas con gusto, cuando logras el balance correcto entre tu persona y ése lugar,, todo, todo surge sin esfuerzo,,, también te lo digo por experiencia,,, no necesitas que te pidan tus entregables, estarás un paso adelante y por ende,,, creciendo como espuma.

Créeme, ni cuenta te das y ya te nombraron el empleado del mes y comienzas a cosechar triunfos, la gente te reconoce y no sólo dentro de la organización, también afuera, tu nombre suena grande cuando la gente lo pronuncia,,, y tú solo,,, lo hacías porque te gustaba.

¿A qué le tienes miedo? 🤨

Fue la pregunta que cambio el sentido de la vida, así,,, tal como se escucha, directo y sin ser esperada.

Primero te pones a pensar, a caray, ¿cuál?, ¿cómo?, ¿me equivoqué de salón?, ¿qué le pico al profe?, ¿porqué me lo dijo a mi?, ¿acaso me está espiando?.

Y entonces,, llena deincredulidad,,respondes,, a la obscuridad; el Profesor te ve con cara de “pobre inocente” pero quién sabe de dónde saca fortaleza para aguantar y no soltar la carcajada delante de tu cara de angustia, y continúa con la siguiente víctima: “¿a qué le tienes miedo?, y la otra pobre criatura, a pesar del par de minutos que tuvo de ventaja al no haber sido la primer persona, se limita a responder; a las arañas.

Y así,, otros cuatro o cinco ignorantes del objetivo real de dicha pregunta, a volar, a las alturas, a reprobar!!!,, oh,, si alguien nos hubiera grabado, sería divertido ver nuestras caras.

En general, en tu día a día, ¿qué te detiene?, ¿porqué no haces éso que tanto deseas?, ¿qué te hace aguantar ése trabajo que te tiene enfermo literalmente?, ¿porqué sigues aguantando a ése Jefe que piensa que tienes que pagar el precio de su amargada vida?, ¿porqué no puedes exigirle a tu profesor que prepare la clase como se debe y que funja realmente como tu facilitador?.

A éso se refería el Doctor,, mis respetos por siempre por cierto; no debemos estar atados a nada, somos entes individuales con un razonamiento propio y lo que queremos o incluso necesitamos no lo definen las personas a nuestro alrededor, la famosa sociedad a la que pertenecemos. La regla es mucho más sencilla que eso, si no eres feliz, entonces te preguntas porqué no eres feliz y qué es lo que necesitas para ser feliz.

Obviamente aquí comienzan una serie de reacciones en cadena que te van llevando a tu propia verdad, paso a paso vas corrigiendo lo que por años te han enseñado que es “lo correcto”, no,, las mujeres no tienen que asumir el rol de esposa abnegada y ama de casa (en éste ya hay un avance importante por cierto, claro,, desde mi punto de vista), los hijos no son una extensión de los padres, no tienen que seguir la misma profesión ni cumplir los sueños que los padres no lograron, no tienes que casarte por estar embarazada o porque tu novia está embarazada (claro, antes de afectar a un tercerito te hubieras cuidado) pero si ya estás ahí, piensa con la cabeza y elige tu mejor opción ante la situación, no tienes que tolerar a tu jefe porque entonces qué vas a hacer si te quedas sin trabajo,, pos buscas otro trabajo y punto,, pero mientras tanto,, ¿cómo pago el coche nuevo?, ¿cómo pago la renta?, ¿cómo pago el Netflix?, ¿qué vamos a comer?,,bueno,, lo material va y viene, te lo pongo por escrito y firmado, el banco te quita el carro y la casa, tus familiares y amigos no te negaran un plato de comida y un sofá, claro está, si llegas al extremo de perder absolutamente todo tu dinero, porque si eres tan malo maleta (lo cual no creo) para encontrar trabajo puedes invertir tus ahorros y generar algo mientras te ocupas en un lugar que te agrade,, porque tienes ahorros, ¿verdad?,, cielos,,, bueno,, pues empieza por algo entonces!!!.

Siempre, siempre habrá pros y contras, agarra un pedazo de papel y ponte a listar ambos lados de la moneda ante cualquier posible camino en tu vida, y si te equivocas,, qué bueno,, nunca hubieras aprendido ésa lección si sólo te quedas viendo desde afuera. Si le atinas, bienvenido al club.

Yo no soy quien te va a decir cuál es tu miedo, yo te hago la misma pregunta esperando que te sacuda como a mí en ése momento y que gracias a Dios me ayudo a hacer pausa y …… correr tras mi propia felicidad y si que lo logré!, y tú,,, ¿a qué le tienes miedo?